Las Noches del Colón tendrán como broche de oro a Carmen París, Premio Nacional de Músicas Actuales 2014, que nos presentará su espectáculo «París al piano» en la noche del jueves 8 de junio.

En «París al piano» nos encontramos ante un espectáculo íntimo y cercano, donde Carmen París no esconde ni guarda nada y se nos muestra como un momento de sinceridad y de conexión con el público. La pianista conoce como pocas nuestra música y nuestras raíces, y las combina en esta función musical con maestría junto a otras raíces de tierras lejanas, para dar sentido a su arte y a la forma que tiene de entender la vida misma.

Sola, acompañada únicamente de un piano, desgrana en esta cita musical lo mejor de su repertorio, conformado por canciones que el tiempo ha asentado y ha dado cuerpo en unos casos, y otras, que conservan la frescura del mismo momento en que fueron escritas. “París al piano” es pues un momento a solas, una confesión irrepetible de una mujer que lleva en la sangre la palabra arte, y que en sus canciones nos deja destellos de magia y reminiscencias del verdadero arte de la música.

El ambicioso espacio que supone un lugar como el Hotel Colón Gran Meliá, se abre al público gracias a la segunda edición de Las Noches Icónicas del Colón. Estas no se configuran como un simple concierto, puesto que su propuesta va mucho más allá, ofreciendo a todos los asistentes, a la finalización del mismo, una cata maridada, diseñada por el singular equipo gastronómico de La Abacería del Colón, haciendo de esta manera que música, lugar y una selecta gastronomía creen una experiencia única para el público.

Además de esta característica gastronómica, Las Noches Icónicas del Colón también se distinguen por el mencionado formato de aforo limitado, llevándose a cabo cada concierto, en esta etapa de invierno y primavera en una localización diferente de del histórico Hotel Colón, recientemente reformado por el arquitecto Álvaro Sans, que ha dotado al mismo de una nueva vitalidad: desde el lobby con la cúpula acristalada al restaurante Burladero, pasando por La Abacería y el Bar del Colón, o su imperial librería, serán distintos espacios en los que estas citas con la música tendrán lugar, siendo así el propio Hotel otro de los puntos fuertes para el ciclo, puesto que ofrece un escenario diferencial a cualquier otro espacio de Sevilla dedicado a encuentros con la cultura y las artes.